Porque los papás también tienen paladar, los hay que son bien golosos, y, una gran idea para el día del padre es regalar los bombones personalizados de L'Eixample de Barcelona.

Quizá no sepas, que según se cuenta el Día del Padre en España se celebra desde el año 1948 gracias a una maestra de un colegio del madrileño barrio de Vallecas. Esta atenta docente todos los años preparaba un regalito para las mamás de sus alumnos en el Día de la Madre, y, según la historia, unos papás reclamaron recibir la misma atención y cariño especial en un día dedicado solo a ellos. 
Entendiendo perfectamente su queja, Nely, que así se llamaba esta maestra tan considerada, decidió que el día de San José, era el día perfecto para hacer honor a los papás de sus alumnos, promoviendo incluso su propuesta con un artículo en "El Magisterio Español" animando a todas las escuelas a unirse a la fiesta del Día del Padre. 

Visto lo visto, está claro que tuvo repercusión, y a día de hoy, no hay ningún niño o niña que no colme de mimos, atención y regalos a su papá cada 19 de marzo. 

Por nuestra parte y como decíamos al principio de este post, los papás también son golosos, quizá no todos, pero hay muchos a los que un obsequio en forma de bombones personalizados en L'Eixample de Barcelona, es sin duda una gran y dulce idea para celebrar ese día tan especial. 

Nosotros estamos dispuestos a poner nuestro granito de arena con deliciosas combinaciones de sabores con el chocolate como protagonista. Consúltanos en Maxmi.